Arneses

Los perros no son como nosotros. Ganar o ponerse en mejor forma no es lo que los impulsa a correr, ¡los perros corren porque les encanta!
 
Un perro no puede elegir un arnés por sí mismo; Tenemos que ayudarlos. Al comprender cómo un arnés se adapta a nuestra tarea y cómo encontrar el ajuste perfecto, podemos proporcionar una configuración cómoda y motivadora.